Ayudas económicas del Gobierno para la crisis por el Coronavirus

El plan anunciado por el Gobierno para amortiguar el impacto en la economía, que tendrá la crisis por el Coronavirus, verá la luz en un Real Decreto que establece una serie de medias que pasamos a analizar en las siguientes lineas:

  • Moratoria en el pago de las hipoteca de la vivienda habitual para los trabajadores  y autónomos que se encuentren en situación de vulnerabilidad económica y para afectados por el COVID-19. Medida pensada principalmente para trabajares que pierdan su empleo y autónomos que vean mermados sus ingresos por la crisis. También se establece la prohibición de cortar los suministros básicos (luz, agua, gas) a los colectivos vulnerables. Queda pendiente de incluir en esta moratoria el pago de los alquileres de los cuales nada se ha dicho al respecto.
  • Línea de avales de hasta 100.000 millones para evitar que las empresas cierren por falta de liquidez.
  • Flexibilización de los expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE) los cuales permitirán al trabajador el cobro de la prestación por desempleo aunque no tengan cumplido el período de carencia para ello y sin que se consuman los derechos de prestación acumulados. Se establece una exoneración del 100% de las cotizaciones para las pymes  y del 75% para el resto de empresas siempre ligado al mantenimiento de las plantillas.
  • Adaptación de las jornadas de trabajo su reducción incluso al 100% para los trabajadores cuya presencia sea necesaria para atender a otra persona que por razones de edad, enfermedad o discapacidad requieran de su cuidado personal y directo.
  • Suspensión de plazos en el ámbito tributario. Los plazos de pago de la deuda tributaria, los vencimientos de los plazos y fracciones de los acuerdos de aplazamiento y fraccionamiento concedidos, los plazos para atender los requerimientos, diligencias de embargo y solicitudes de información con transcendencia tributaria, para formular alegaciones ante actos de apertura de dicho trámite, procedimientos sancionadores se amplían el plazo hasta el 30 de abril de 2020.
  • Se amplia el plazo de tres meses para formular las cuentas anuales de las sociedades queda suspendido hasta que finalice el Estado de Alarma reanudándose de nuevo por otros tres meses a contar desde esa fecha. La junta general ordinaria para aprobar las cuentas del ejercicio se reunirá dentro de los tres meses siguientes a contar desde que finalice el plazo para formular las cuentas anuales.
  • La suspensión de los plazos administrativos no afectan a los procedimientos administrativos en los ámbitos de afiliación, liquidación y cotización de la seguridad social ni afectara a los plazos para la presentación de declaraciones y autoliquidaciones tributarias.

Estas medidas se suman a otras medidas ya tomadas vía Real Decreto 463/2020 de declaración del Estado de Alarma referido al aplazamiento de las deudas tributarias:

  • Se concederá aplazamiento del ingreso de la deuda tributaria correspondiente a todas aquellas declaraciones-liquidaciones y autoliquidaciones cuyo plazo de presentación e ingreso finalice desde el día 12 de marzo hasta el 30 de mayo de 2020. El aplazamiento cubre las deudas derivadas de las retenciones e ingresos a cuenta del IRPF, IVA y pagos fraccionados del Impuesto de Sociedades. Las condiciones de los aplazamientos serán las siguientes:

a) El plazo será de 6 meses

b) No se devengaran intereses durante los tres primeros meses del aplazamiento.

Será necesario para la concesión del aplazamiento que el deudor sea persona física o entidad cuyo volumen de operaciones en el ejercicio 2019 fuese inferior a 6.010.121,04 €.

Desde Cintas & Barberá os iremos actualizando la información conforme vayamos conociendo novedades al respecto.

Si estás interesado en este asunto, consúltanos en nuestra asesoría Cintas & Barberá de Chiclana.